Concepto es lo que trae la marca, está en la esencia de su oferta o propuesta. Es el diferencial que quiere mostrar en el mercado, por qué cree que la pueden elegir, y aquello que se distancia de la competencia de algún modo. Y que una vez comunicado, puede atraer a los clientes e influir en su decisión.

Concepto creativo, es la traducción de ese concepto, pero en algo “que llame la atención”. Aquí es donde las agencias de publicidad (sus creativos), deslumbran con su ingenio. Resultado de trabajo (para eso están los estudios que descubren insights, por ejemplo) e inspiración, los conceptos creativos son los que finalmente llegan a los consumidores en los anuncios, buscando captarlos y despertarles alguna emoción.

Ahora pongamos un ejemplo para conceptualizar. Donde la forma en que se va a expresar una idea es la visualización de​ un pensamiento súbito. Pensemos en un perro, cada uno tiene una imagen mental de lo que es un perro, démosle un valor de lo que puede ser ese perro; Una mascota, un amigo, un asesino, un guardián, un socorrista, aquí ya empiezas a crearte una imagen de como representarías al perro en cada uno de los valores.

Si hablamos del perro como un amigo, recordarás los momentos que has vivido con tu perro o tendrás en mente una fotografía de una persona abrazando a un perro, si hablamos de él como un guardián tal vez imaginas un perro con un escudo o una placa de policía, bien ahí se crea el concepto, un perro como amigo (Concepto Amistad) o un perro como guardián (Concepto Protección).

Aquí nace la creatividad, pues todas la imágenes de como expresar tu comunicación/idea ya son referencias preestablecidas, es donde se tiene que pensar fuera de la caja para hacerlo atractivo. Un consejo de cómo hacer esto es imaginarte como pensaría o se expresaría ese perro.

Categorías: Blog

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *