Crear una comunidad digital es fácil cuando tienes los objetivos claros, y sobre todo una estrategia sustentada en el funcionamiento de la plataforma y el contenido de calidad con el que se va a llenar. Estas acciones digitales no se posicionan de la nada, actualmente son comúnmente utilizadas y están en pleno auge por los altos resultados que puede alcanzar. Las redes sociales y los medios digitales en general tienen que estar apegados al comportamiento de sus usuarios para poder interactuar con ellos en un mismo contexto que pueda unir y sincronizar una comunicación que atraiga una acción como comprar, reservar, registrarse, dar click, etc.

En nuestra experiencia llevamos cuentas de diferentes clientes que se desenvuelven en ámbitos totalmente diferentes entre sí, por eso cada uno contiene códigos diferentes con estilos de mensajes distintos. No es lo mismo interactuar con personas a las que les quieres vender pollo que a las que quieres ofrecer un servicio de transporte y logística. Además de que las personalidades de la marca son distintas, los públicos de ambos casos son distintos y sus perfiles se desenvuelven en contextos distintos por eso es sumamente importante que como digital content manager te metas de lleno al mundo de cada uno de las cuentas que manejas.

Un segundo punto importante para el crecimiento digital es la constancia en la publicaciones, una plataforma se nutre de contenido por lo tanto es indispensable que no dejes a tus seguidores sin noticias por más pequeña que sea tu comunidad. ¡Las cuentas con más seguidores también empezaron de cero! Es un proceso largo por se requieren muchos meses de constancia y dedicación para que reúnas personas interesadas en tu marca.

Otro tema importante que señalar en la inversión, aunque veas las redes sociales como un medio de entretenimiento para las personas e incluso para ti mismo debes de cambiar esa perspectiva pues ahora se convierte en una herramienta de trabajo en la que vas a recibir a prospectos de clientes. Como cualquier medio tradicional de comunicación también requiere de una inversión considerable para lograr el crecimiento de la comunidad, claro siempre de la mano del contenido que ofrezcas. Por último no olvides humanizar tu perfil de Facebook, Twitter o Instagram, recuerdas que las personas que navegan ahí lo ven como entretenimiento y un medio para contactar a sus amigos o familiares por lo tanto ve a tu comunidad como amigos y comparte y responde como una persona. Cuando las personas perciben los perfiles de redes sociales con publicaciones mecánicas y respuestas automáticas generan rechazo y podrías perder la credibilidad y la confianza que pudieras haber generado.

Categorías: Blog

0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *